Daily Archive abril 11, 2018

PorPAH_Bcn

Hay que utilizar todas las herramientas para conseguir que los bancos asuman responsabilidades en la estafa hipotecaria

11.04.2018

La semana pasada se levantó la suspensión del Tribunal Constitucional a tres artículos concretos de la Ley 4/2016, entre ellos el artículo 15 que permite la expropiación del uso temporal de la vivienda por un periodo de cuatro años como mínimo y de diez años como máximo, siempre que los inmuebles estén situados en áreas con una demanda residencial fuerte y acreditada.

Hoy se ha hecho público que en el área de Barcelona el BBVA tiene más de 871 pisos, según datos oficiales del consistorio y que se retomarán 5 procesos de expropiación de viviendas vacías que están incumpliendo su función social.

Desde la PAH de Barcelona celebramos, por un lado, que el TC haya levantado la suspensión de este artículo si. Por otro lado, exigimos a las instituciones, Generalitat y Ayuntamiento, que den todos los pasos posibles para conseguir que las entidades financieras, responsables de la estafa hipotecaría, se responsabilicen y cedan sus viviendas, en este caso los 2.021 pisos que se han detectado en Barcelona en manos de las entidades financieras, y pasen a estar dentro del listado de pisos de la Generalitat. Ayer en una reunión conjunta con las dos administraciones, conseguida gracias a la presión social, ya arrancamos compromisos para avanzar en este tema y poder ampliar el parque público de vivienda para combatir con agilidad la emergencia habitacional que sufren miles de familias.

Queremos poner énfasis en los 871 pisos del BBVA. Entidad que recordamos ha sido rescatada y ha estafado, engañado y desahuciado a miles de personas y por lo tanto, quien más vivienda ha acumulado en este periodo. En las asambleas de la PAH de Barcelona tenemos constancia del trato denigrante y de los abusos de esta entidad a las familias. Es por eso que exigimos que estos pisos detectados pasen inmediatamente a la lista de pisos de la Mesa de emergencia que se gestiona desde el Consorcio de vivienda con colaboración de la Generalitat y el Ayuntamiento de Barcelona. No podemos permitir que los bancos sigan vendiendo su cartera inmobiliaria a fondos buitres y SOCIMIS, priorizando la especulación por encima de las necesidades sociales.

En los últimos años hemos acumulado en la ciudad de Barcelona más de 14.841 desahucios, y en Cataluña 74.548. Ante la carencia de políticas valientes que garanticen el derecho a la vivienda en el ámbito estatal y la sobreprotección a los intereses inmobiliarios, desde la PAH de Barcelona queremos señalar a los culpables y exigir las cesiones de los pisos de la banca, especialmente de la SAREB. Hacen falta sanciones a los pisos que no están cumpliendo su función social y presionar para que los cedan, así como esperamos que la suspensión de los artículos de la ley 24/2015 sobre la cesión de uso, suspendidos por el TC, también acaben siendo levantada para recuperar una herramienta que garantiza un proceso más ágil y a menos coste, para movilizar los pisos vacíos.

Demostremos que #SiSePuede

PorPAH_Bcn

La presión de la PAH consigue arrancar acuerdos a la Generalitat y el Ayuntamiento de Barcelona para reducir la lista de espera de la Mesa de emergencia

Ayer nos reunimos con la Comisión Permanente del Consorcio de Vivienda, organismo que gestiona la Mesa de emergencia, formada por la Generalitat y el Ayuntamiento de Barcelona.

Gracias a la presión de la PAH, hemos conseguido que la Generalitat y el Ayuntamiento de Barcelona pongan medidas conjuntas para combatir la carencia de pisos para garantizar el derecho a la vivienda a las familias desahuciadas. Ayer tuvimos una reunión conjunta, con representantes de las dos administraciones, fruto de la acción que hicimos el pasado miércoles 4 de abril a la Oficina de Vivienda de la calle Bolivia 105,  para exigir soluciones y explicaciones a la carencia de efectividad de Mesa de emergencia, a la hora de garantizar el realojo de las familias desahuciadas sin ninguna alternativa habitacional.

Las familias que se ven obligadas a vivir un desahucio tras otro, mientras esperan que se los adjudique un piso de emergencia, no pueden esperar más. Por eso, avanzándonos una vez más a la Administración, teniendo claro que el problema base viene producido por la carencia de un parco público de vivienda a la altura de la emergencia, planteamos medidas para dar respuesta a los más de 300 casos que están a la espera se los asigne una vivienda y exigir un plan concreto que ofrezca soluciones de aquí a la finalización del año.

La reunión acabó con los siguientes compromisos por parte de la Generalitat y el Ayuntamiento de Barcelona:

  • La Generalitat aplicará en Barcelona el 60/40, una cofinanciación de ayuda al pago del alquiler. La Generalitat asume el 60% y el Ayuntamiento el 40%. Esta es una medida que sólo se estaba aplicando a municipios que no dispusieran de Mesa de emergencia y que desde ahora se vinculará también a la bolsa de alquiler, tanto por los pisos de particulares, como a los cedidos por Habitado 3. Esta medida es para garantizar el pago del alquiler y se prevé poder aumentar así la bolsa en 200/300 pisos más.
  • Tanto la Generalitat como el Ayuntamiento, pondrán más énfasis, a la expropiación de usufructo, fruto de la modificación del Tribunal Constitucional, que ha levantado la suspensión de la ley 4/2016, que los permitirá iniciar este proceso y aumentar el presupuesto por los realojos. Los costes de estas expropiaciones se financiarán conjuntamente entre el Ayuntamiento de Barcelona y la Generalitat.
  • Aplicación en Barcelona del tanteo y retracto, con cofinanciación por parte de las dos administraciones.
  • Sobre los convenios de cesión de pisos en manos del BBVA con la Generalitat, de los 1800 pactados, sólo se han cedido 1.100 y de estos 110 en Barcelona. La Generalitat se compromete a acelerar lo entrega inmediata.
  • Sobre el convenio de cesión de pisos vacíos del Ayuntamiento con La Sareb (200 pisos) y con Caixabank (50 pisos) en 2 años sólo se han cedido 151.

Tanto la Generalitat como el Ayuntamiento dejaron claro las dificultades y trabas de los bancos a la hora de cumplir estos convenios. Nosotros los exigimos que aumenten la presión para hacer realidad estas cesiones, recordamos las sanciones marcadas por la ley catalana por el Derecho a la vivienda por la tenencia de pisos vacíos, y que hagan denuncia pública de esta actitud de las entidades bancarias.

Todos estos planes y compromisos han sido verbales, pero se ha levantado un acto donde queda todo recogido. Desde la PAH estaremos atentas y haremos seguimiento, para garantizar que de aquí a finales de año, se haya acabado la larga lista de espera de Mesa de emergencia. De momento a principios de mayo, tendremos una nueva reunión para ver los avances realizados.

No daremos ningún paso atrás hasta garantizar que todas las familias vulnerables tengan garantizado el acceso a un hogar digno y asequible. Seguiremos poniendo encima de la mesa todas las medidas posibles para que los pisos de la banca pasen a incrementar el parque público de vivienda y no sigan siendo vendidos a SOCIMIS y fondos buitre, para hinchar la burbuja del alquiler tratando el derecho a la vivienda como una mercancía.